Aceleran rescate de 6 trabajadores atrapados en mina de Múzquiz, Coahuila

CIUDAD DE MÉXICO.- El agua inundó toda la mina de carbón siniestrada en Rancherías en el municipio de Múzquiz, Coahuila, ante esto, los equipos de rescate intensificaron acciones, pero a más de 24 horas del derrumbe no han podido desaguar el yacimiento para rescatar a seis de los siete trabajadores que quedaron atrapados.

Este sábado, como parte de las labores, se incorporó una segunda bomba de mayor dimensión para la extracción de agua, lo que permitió acelerar el desagüe.

Mientras tanto, máquinas retroexcavadoras ayudan a quitar toneladas de escombro de los “caídos” que taponearon los túneles e impiden pasar a buscar a los carboneros.

El gobernador de Coahuila, Miguel Ángel Riquelme, volvió a la zona de desastre a supervisar las acciones de más de 300 rescatistas que luchan por desbloquear el paso en el fundo carbonero.

Destacó que cuentan con la colaboración de empresas mineras de la Cuenca Carbonífera, a quienes agradeció su apoyo al igual que a los más de 300 brigadistas.

Los piltotes para los trabajos en la mina

Le dijeron que este día trasladan 100 pilotes (troncos gruesos de madera) para ademar 15 metros más del tiro de la excavación.

Esto permitirá un mayor avance, a fin de tratar de llegar al punto donde creen que podrían estar los trabajadores, explicaron.

La secretaria del Trabajo del Estado, Nazira Zogby Castro, aseguró que el gobierno del Estado, a través de funcionarios y personal de varias dependencias, permanece al pendiente de las familias.

Los tres órdenes de Gobierno realizan labores de desagüe que permitan el ingreso de cuerpos de rescate al lugar, donde aún permanecen seis trabajadores, indicó.

“El gobierno del Estado, a través de la Secretaría de Gobierno y la Dirección de Protección Civil, coadyuva con autoridades locales y federales, por lo que se mantiene el bombeo de la mina”, agregó.

Paralelamente, señaló, se está brindando atención a las familias de los trabajadores, a quienes se les da la información necesaria.

Nazira Zogby Castro aseguró que dialoga periódicamente con ellos para darles a conocer los avances de los trabajos.

Mujeres, esposas, novias, niños, jóvenes, hijos de los obreros, abuelitos, tíos, primos, cuñados, compadres y amigos, siguen frente a la puerta de alambre de la mina reclamando que rescaten a sus seres queridos.

Oran para que sus familiares estén vivos y los encuentren pronto.

En el Centro de Mando, instalado el viernes, permanecen también el secretario de Gobierno de Coahuila, Fernando de las Fuentes Hernández, y el Fiscal General del Estado, Gerardo Márquez Guevara.

Por el Gobierno Federal participan autoridades de las secretarías de la Defensa Nacional (Sedena), Guardia Nacional (GN), Economía, y de la Coordinación Nacional de Protección Civil.

En víspera de las elecciones locales para renovar las 38 alcaldías y siete diputaciones federales, esta es la segunda noche en vela para rescatistas, autoridades y parientes de los seis mineros atrapados.

EL UNIVERSAL