La prevención del suicidio empieza en casa

HERMOSILLO, Sonora.- Un llamado a hacer conciencia de la importancia de prevenir este problema de salud pública, realizó Juan Manuel Tong Payán, director de Salud Mental de la Secretaría de Salud, en el marco del Día Mundial de la Prevención del Suicidio que se conmemora el 10 de septiembre.

El director de Salud Mental y Adicciones compartió que este año el lema conmemorativo es “Trabajando Juntos en la Prevención del Suicidio’’ y comentó que más de 800 mil personas al año mueren por causa de suicidio a nivel mundial; en México, en 2017 se reportaron 6 mil 500 fallecimientos por esta causa.

Mencionó que el programa Ponte Frente al Espejo, que impulsa la Secretaría de Salud a cargo del secretario Enrique Clausen, se enfoca en que la sociedad hable de salud mental y vean la importancia de preservarla, así como fortalecer la salud física con nutrición y ejercicio.

‘’Es decir, cómo cuidar la salud mental para evitar enfermedades emocionales y si se logra identificarlas y se trabaja en conjunto se puede tener una sociedad más sana y que viva en paz. Aún en pleno siglo XXI hablar de salud mental, de psiquiatría de psicología y no se diga del suicidio, genera un estigma muy importante”, expresó Tong Payán.

En ese sentido, apuntó que Ponte Frente al Espejo es un programa muy completo, en el que se han conversatorios, simposios y se trabaja en la transversalidad con diferentes grupos. “Se invitó a primeros respondientes para hablar de su quehacer; el primer respondiente es el policía municipal, el bombero, el personal médico, es decir las primeras personas que llegan cuando hay un llamado de emergencia ante una tentativa de suicidio”, dijo.

Explicó que se ha involucrado a diferentes sectores de la sociedad con distintas estrategias enfocadas a la salud con el fin de trabajar en equipo y disminuir el índice de suicidios en la entidad, trabajando muy de la mano con el sector educativo para poder identificar y atender de manera inmediata casos de niñas, niños y adolescentes o jóvenes que pudieran tener algún síntoma de salud emocional.

‘’Es relevante señalar que la persona que tiene cambios en su conducta, en su forma de ser, cambios en sus hábitos, cualquier en ellos puede hacernos pensar en un problema de salud mental que hay que atender, por ejemplo: si un niño empieza a bajar calificaciones, a tener aislamiento, deja de frecuentar a sus amigos, deja de hacer las cosas que le gustan, deja de comer o dormir, está dando datos de tiene problemas con su emoción y hay que atenderlo’’, precisó.

El director de la dependencia estatal llamó a la población a estar atentos a los cambios en la conducta y hábitos de las personas para poder identificar posibles datos de alarma respecto a su salud mental y en caso de emergencia llamar al 9-1-1 línea de emergencia o al 3817110 y 3817111 de la Dirección de Salud Mental y Adicciones.

Recordó que los síntomas de la depresión son: tristeza, ansiedad, apatía, desesperación, aislamiento social y desesperanza. ‘’Hay mitos sobre el suicidio, uno de ellos es que hablar del suicidio provoca más suicidios. La realidad es comunicar sobre suicidio y dónde se puede encontrar y atenderse a tiempo ayuda a disminuir los suicidios. Otro mito es que cuando alguien quiere suicidarse no te avisa, la realidad es que quien tiene ideación suicida, sí lo comunica, debemos estar atentos a señales y cambios en el estado de ánimo y conducta de nuestra familia y atenderlos’’, subrayó.