Cientos de personas arrestadas en una operación criminal masiva a nivel mundial

Las agencias de aplicación de la ley dicen que han arrestado a cientos de delincuentes en todo el mundo en una operación de tres años utilizando una aplicación diseñada por el FBI.

Desde 2018, Australia, Nueva Zelanda y el FBI han utilizado una aplicación encriptada, ANOM, para realizar un seguimiento del crimen organizado. Ha provocado detenciones por tráfico de drogas en 18 países de Asia, América del Norte y del Sur, Europa y Oriente Medio.

El primer ministro de Australia calificó la operación como una operación “decisiva” que había afectado a bandas criminales a nivel mundial. “[Ha] dado un duro golpe contra el crimen organizado, no solo en este país, sino que se hará eco en el crimen organizado en todo el mundo”, dijo en una conferencia de prensa televisada el martes. La policía de Australia y Nueva Zelanda fue de las primeras en revelar la operación el martes.

La policía australiana dijo que concibieron el plan conjuntamente con el FBI. La agencia estadounidense y Europol presentarán sus propios hallazgos más tarde el martes. La aplicación ANOM había sido uno de los servicios de mensajería populares entre las bandas del crimen organizado, dicen las autoridades.

La policía de Nueva Zelanda dijo que después de que el FBI desmanteló otros dos servicios de encriptación, comenzó a operar su propia compañía de dispositivos encriptados llamada Anom. Los dispositivos con la aplicación de chat se distribuyeron en el inframundo criminal, informaron los medios australianos.

Los agentes pudieron leer millones de mensajes en “tiempo real” que describían planes de asesinato, planes de importación masiva de drogas y otros planes. “De lo único que hablan es de drogas, violencia, golpes entre ellos, personas inocentes que van a ser asesinadas, todo un abanico de cosas”, dijo el comisionado de la Policía Federal Australiana, Reece Kershaw, en una conferencia de prensa.

BBC

Foto Reuters