Fey y Salvador Zerboni terminan su noviazgo por culpa de Juan José Origel

Por Marisol Camacho

Pepillo Origel se metió en otro problemón y no estamos hablando de su pleitazo con Erika Buenfil, sino por andar alcoholizado metió la pata y ¡de qué manera! Resulta que Fey estaba saliendo con Salvador Zerboni, pues que la cantante lo mandó al carajo y que creen, por culpa de Juan José Origel.

Si, resulta que el conductor de espectáculos andaba bien enfiestado y entre que las copas y la música habló por teléfono con Zerboni quien estaba en Monterrey acompañado de otras personas, entre ellas una mujer que también es amiga de Pepillo, pero este por andar de borrachote, la confundió con Fey y ahí no paró la cosa. Origel se encontró a la tía de la cantante y le comentó que había hablado con ella y que sabía que estaba en Monterrey con Salvador y que la tía le dice, ¡pero como! si Fey está en mi casa y zaas que se armó el zafarrancho.

“Yo pensé que era Fey, por eso no hay que tomar y hasta les dije, sí cásense los niños el color de ojos y todo, entonces llego a un lugar donde estaba Noemí Gil la tía de Fey entonces le digo que acababa de hablar con ella que está en Monterrey y que me dice Fey está en mi casa, y dije ay pues con quien hablé”, señaló Pepillo.

Salvador Zerboni rompió el silencio y efectivamente confirmó que sí era novio de Fey y al parecer estaba muy enamorado, pues pensó que era su media naranja, pero tras que ella lo mandó a volar cuando pensó que la engañaba con otra por culpa del lío que armó Juan José y ahora simplemente ya no le contesta el teléfono.

“Yo pensé que era esa media naranja no, pero luego dijiste tu que viene azúcar amargo entonces ya me confundí. Ya no supe nada simplemente me dijo que estaba muy mal eso, nunca entendí que, pero yo respeto mucho a mi güerita, la verdad que sí le agarré cariño en el poco tiempo, y este, qué triste que haya sido así, habrá que quitarle el alcohol a Origel, antes que nada”, dijo Zerboni.

Salvador como todo un caballero se dijo triste pues asegura que todo es un malentendido, que no le puso el cuerno a Fey pero que aun así desea su felicidad y que si no es con el, le desea que le vaya bien con cualquier otra persona y hasta promocionó su disco, asegurando que la aprecia demasiado pues es una excelente mujer y madre. Y pues si, habrá que quitarle la botella a Juan José que siempre anda metido en problemas, si no, pregúntenle a Erika Buenfil.