Fernanda Castillo estuvo al borde de la muerte

Por Marisol Camacho

Fernanda Castillo salió del hospital y ya se encuentra recuperándose en su casa, tras haber sido intervenida semanas después de dar a luz a su bebé el 19 de Diciembre pasado, a quien nombró Liam.

Al principio todo fue felicidad para la actriz y Erik Heyser padre de su hijo, dieron a conocer el rostro del pequeño a quienes esperaron con mucha ilusión y amor. Y aunque parecía que era un Año Nuevo perfecto, no fue así.

A menos del mes del nacimiento del bebé, Fernanda Castillo enfermó, presentando una fuerte hemorragia obstétrica, por lo que la trasladaron de emergencia al Hospital Español de la Ciudad de México. Los doctores se dieron cuenta que varios de sus órganos estaban comprometidos, y la decisión fue intervenirla.

Fernanda se aferró a la vida, estuvo al borde de la muerte pues tuvo dos infartos durante su operación, los cuales afortunadamente se pudieron controlar.

Tras varias horas de intervención médica, la actriz, de 38 años, fue trasladada al área de terapia intensiva para mantenerla en observación.

Fue su pareja, Erik Hayser, quien agradeció a la prensa el pasado jueves por la preocupación en torno a la madre de su hijo; sin embargo, no reveló más detalles. Pero este domingo 17 de Diciembre, se informó que Fernanda ya se encuentra en su casa recuperándose.

La actriz de “Monarca” y “El Señor de los Cielos” rompe el silencio y agradece a sus médicos quienes les salvaron la vida:

A todos aquellos que han estado preocupados por mi salud: El pasado lunes tuve que ser hospitalizada de urgencia por una severa complicación tardía de mi post parto. Fue una semana muy difícil pero hoy estoy bien, en casa y con mi familia. “Gracias a Dios 🙏🏼 A ti @erikhayser y a Liam por ser la mejor razón para luchar . Gracias Dr Patricio Sanhueza Smith por salvarme la vida, Gracias Dr Edgar Cornejo , a mi matrona Paula Rivera @dentrateyuyin , a todos los doctores ,residentes ,enfermeras y camilleros del Hospital Español que me cuidaron para que hoy pueda estar escribiendo esto. A nuestras familias por sostenernos. Gracias a los buenos deseos de tantos amigos y las oraciones de todas las personas 🙏🏼 Gracias a la prensa por su interés y por el respeto al silencio y el espacio que necesito para recuperar mi salud en todos los sentidos”.